Papa Francisco emite decreto que obliga a denunciar casos de abuso sexual

0

El Papa Francisco ha publicado una legislación más estricta que obliga a los clérigos y religiosos a denunciar a la Iglesia cualquier sospecha de agresión sexual o acoso, así como la implicación de la jerarquía católica en hechos de este tipo.

Todas las diócesis del mundo deberán tener, para junio de 2020, un sistema accesible al público para presentar informes sobre las denuncias de potenciales casos de abusos sexuales.

Estas decisiones fueron tomadas en un “motu proprio”, una carta emitida directamente por el Papa, que modifica la legislación interna de la Iglesia.

La jerarquía de la Iglesia es también condenable en casos de encubrimiento, consistente en “acciones u omisiones destinadas a interferir o evadir investigaciones civiles o investigaciones canónicas, administrativas o penales, contra un clérigo o religioso en relación con los delitos” de abuso sexual, especificó la carta del pontífice.

No obstante, Francisco deseó que “el secreto confesional siga siendo absoluto e inviolable”, lo que excluye una denuncia de hechos de este tipo si fueron conocidos durante el rito de la confesión.

En la introducción de esta carta apostólica titulada “Ustedes son la luz del mundo”, el jerarca católico subrayó que “los crímenes de abuso sexual ofenden a Nuestro Señor, causan daños físicos, psicológicos y espirituales a las víctimas y dañan a la comunidad de los fieles”.

“Es bueno que se adopten a nivel universal procedimientos dirigidos a prevenir y combatir estos crímenes que traicionan la confianza de los fieles”, agregó el sumo pontífice.

El decreto papal es la segunda disposición del Pontífice desde una cumbre sobre abusos realizada en el Vaticano en febrero.

El texto decretado por el Papa condena toda forma de violencia sexual, particularmente contra los niños y los adultos vulnerables, pero también incluye a religiosas y seminaristas.

Recuerda, además, que está prohibido producir, poseer y distribuir por vía informática “material de pornografía infantil”.

“El Motu Proprio demuestra que el papa Francisco espera progresos drásticos y exhaustivos”comentó el Cardenal Daniel DiNardo, jefe de la Conferencia Episcopal estadounidense, un país donde miles de personas han denunciado abusos.

Hasta ahora los clérigos y religiosos denunciaban los casos de violencia en función de su conciencia personal.

La ley convierte a los 415 mil sacerdotes y 660 mil religiosas del mundo en informantes obligados, pero no requiere reportar los casos a la policía civil, como han exigido las víctimas.

Share.

About Author

Leave A Reply